Ferretería

¿Cómo preparar una superfice para repellar y pintar?

  1. Para  hacer un repello es necesario que las áreas a repellar estén completamente limpias, verificar que estén picadas las áreas de columnas y soleras que se hayan colado en el proceso constructivo.
  2. Una vez retirado el repello anterior, moje la pared usando una manguera; utilice mayor cantidad de agua en paredes hechas de materiales porosos.
  3. Mezcle el repello; el repello es una mezcla de 3 ingredientes: cemento, arena y agua. El cemento de Portland puede ser sustituido por una porción de cemento, el cual resultará en una masa más fuerte pero menos manejable. Use cemento hidratado o masilla, y mezcla 1 parte de cemento con 3 partes de arena en un balde o en una carretilla. Tiene que usar arena de granos filosos y angulares; la arena para albañilería es la ideal. Agregue el agua necesaria para formar una pasta dura y manejable.
  4. Aplique la primera capa de repello a la pared; el repello es más efectivo cuando se aplican varias capas, la primera capa es llamada la capa rayada. Aplique el repello a la pared tan fuerte como sea posible para asegurar que se adhiera bien; ya sea lanzando terrones de repello usando una paleta o directamente con su mano. Distribuya el repello con la paleta por toda la pared. Nunca lance repetidas veces en la misma área; esto traerá la cal hacia la superficie y dejará una sección débil y empobrecida por debajo.
  5. Raye la primera capa de repello para prepararla para la segunda capa. Una vez que haya aplicado la primera capa pero que aún no haya secado, raye la superficie de toda la pared para proporcionar a la segunda capa una base a la cual adherirse. Estas rayas pueden hacerse utilizando un rastrillo o los bordes de una paleta.
  6. Aplique la segunda capa de repello; Una vez que la primera capa ha sido rayada y se haya secado la mayor parte, moje la pared nuevamente con la manguera. Aplique la segunda capa de repello en la misma forma que la primera. Si desea una tercera capa, raye la superficie de la segunda capa para darle una base; si no, deje que el repello se seque lentamente y habrá terminado de repellar una pared.
  7. Para paredes de bloque de concreto, mampostería de barro, teniendo la superficie ya repellada, se deberá estar curando con agua por lo menos tres días consecutivos para evitar el agrietamiento.
  8. Teniendo ya la superficie repellada solo espera el acabado final, como es el afinado  y aplicación de pintura.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *